Pular para o conteúdo principal

Postagens

Mostrando postagens de Novembro, 2008

SLOW CITY (VI)

Cada ciudad según sus características particulares encontrará su propia senda, los detalles variarán pero en lo fundamental las personas de todo el mundo encaran los mismos cambios.Acá en América latina parecería que la ciudad argentina de Mar de las Pampas será la primera ciudad lenta.

Según Luis Mazzoni presidente de la Asociación de Emprendedores Turísticos, impulsor para convertir este bello lugar de bosques y playa en Slow City: “ … el concepto de ciudad lenta significa la prohibición de instalar antenas de comunicación, por ser molestas desde lo visual y por ser dañinas para el ser humano, la eliminación de carteles de publicidad y de las luces de neón, la no proliferaciónde ruidos molestos com bocinas y alarmas de automóviles. También se debe evitar la instalación de música amplificada en lugares de uso público y, por el contrario se debe incentivar el uso de energías renovables, el reciclado de basura y mantener a sol y sombra una amplia oferta permanente de espacios verdes.” (…

SLOW CITY (V)

El Manifesto tiene criterios agrupados en 6 categorías con los cuales son evaluadas las ciudades: políticas de medio ambiente, infraestructura, calidad de las construcciones, incentivo a los productos locales, hospitalidad para con los visitantes, comunidad. Para calificar y tener el derecho de usar el logo del caracol, la ciudad debe permitir ser chequeada regularmente por inspecciones que aseguren que su forma de vida sea según las pautas slow, que no haya desvíos; esto es un compromiso de la ciudad y un saludable control de calidad, como se hace por ejemplo con los alimentos con denominación de origen.

El movimiento slow sigue expandiéndose en el mundo pero exige el coraje de saber decir decir que no a malos hábitos de vida y trabajo, porque además obviamente vamos a tocar intereses económicos, es un trabajo de hormiga el lograr los consensos necesarios. Pero lo importante es comenzar a caminar en esa dirección, aunque no se puedan cumplir con todos los postulados “lentos”.
En mi tra…

SLOW CITY (IV)

Estas ciudades lentas son un refugio para las personas que quieren llevar una vida normal, esto quiere decir no estresada; donde las tradiciones locales y las maneras de hacer las cosas son incentivadas, son ciudades con menos tráfico, menos contaminación, menos ruido, poca aglomeración.
Las pequeñas y pintorescas ciudades italianas se juntaron para establecer su forma de organización y poder llamarse a sí mismas Slow Cities, estableciendo un control sobre lo que se permite hacer a las ciudades aspirantes a esta categoría. Estas ciudades no son un movimiento como por ejemplo el vegetariano donde nadie controla lo que sus participantes hacen para permitirles llamarse a sí mismos “vegetarianos”.

El “movimiento” Slow City tiene el poder de evaluar las ciudades desde 5 aspectos. Primero y principal deben ser ciudades con menos de 50.000 habitantes, tenemos un Manifesto donde se describen los pricipios fundamentales, además un Estatuto de Asociación que deben firmar las ciudades adherentes. …

SLOW CITY (III)

Recapitulando, la Slow City es una corriente de pensamiento que se ocupa de los cuidados que tenemos que tener con la ciudad donde vivimos, NUESTRA ciudad, también para con los habitantes que trabajan y viven en ella y para los visitantes. Aquello que comenzó en Italia -se acuerdan de la película Maccherone con Jack Lemmon y Walter Mateau? - hoy es una red internacional de ciudades, cada ciudad que aspira a entrar en la red se compromete a trabajar por una metas que apuntan a mejorar la calidad de vida, necesitan pasar por una evaluación para ser admitidas como miembros. Estos propósitos tratan de la protección del medio ambiente, la promoción de las comidas y productos locales, y para evitar la sensación del “no-lugar” que afecta a muchas ciudades modernas.

Actualmente tenemos Slow City National Networks en Inglaterra, Gales, Alemania, Noruega, Polonia, Portugal; además de otros países donde se está trabajando para establecer sus propias redes nacionales.
En mi trabajo de Arquitecto Bi…

SLOW CITY (II)

Pero hoy los mass media nos intentan vender la idea de endiosar a la tecnología y otros falsos valores como el culto a la juventud y a los cuerpos anoréxicos, la banalización de la violencia, el exacerbamiento de la individualidad, etc El Padre Giovanni nos dice: “Abbiamo sviluppo, non progresso”, tenemos desarrollo pero no progreso espiritual.

Por otra parte la Slow City nace también como una reacción al “no-lugar” de nuestras ciudades modernas, donde si viajamos veremos los mismos negocios de comida rápida, las mismas marcas comerciales, etc El concepto de Slow City se origina en 1999 en Roma en respuesta a la instalación de un Mc Donald en Plaza España, donde el periodista Carlo Pertini creó en la pequeña ciudad de Bra (28.000 habitantes) un movimiento que llamó Slow Food en oposición al Fast Food, posteriormente sus ideas se aplicaron a la ciudad naciendo así la primera Slow City de Italia. Como un gesto simbólico para lograr una ciudad más amable y menos agitada, el alcalde atrasó…

SLOW CITY (I)

La Slow City nos propone un nuevo modo de vida en una ciudad donde podamos vivir sin correr, con tiempo para el disfrute y para salir del estrés diario; pues actualmente con el vértigo que llevamos tenemos confort a costa de nuestra vida.

No les parecen desagradables las palabras “tiempo real” ?

Hoy se vive corriendo para comprar cosas, no para vivir mejor –que por otro lado tampoco tendría sentido- es una manera de vivir que nos enferma con sus comidas y comportamientos “chatarra” por un lado, pero por el otro nos vende los tratamientos y remedios para curarnos; en un sistema perverso. Vivimos estresados por intentar hacer muchas cosas en poco tiempo, entonces se crearon las ambulancias de emergencia móvil para atendernos! No se trata de abominar de la tecnología, entre otras razones porque el mundo no camina para atrás, hoy nadie escribiría en una máquina de escribir y sí en un PC.